sábado, 30 de octubre de 2010

FUNDACION AGA Y LAS TRADICIONES DE TODOS SANTOS


Altar

Fundación AGA y las tradiciones

Altar Bicentenario, incienso, cánticos y tamales

Por Luis González Romero

Poza Rica, Ver.- Durante los próximos tres años de gobierno municipal, a partir del 1 de enero del 2011, se dará gran impulso a la cultura, costumbres y las tradiciones –como son las festividades de Todos Santos- para que las nuevas generaciones conozcan nuestras raíces y la preserven para siempre, ese es el objetivo de la Fundación AGA, que este fin de semana instaló el altar Bicentenario, con las fotografías de los héroes de la Independencia y de la Revolución Mexicana, así como de otros destacados personajes no menos importantes de nuestra historia.

Correspondió al licenciado Alfredo Gandara Andrade, fundador de ese organismo y presidente municipal electo de Poza Rica, dar la bienvenida a todos los invitados, incluso a los vecinos de donde se encuentran las oficinas de la Fundación, con los que vivió momentos importantes de la ceremonia de la ofrenda muy al estilo del Totonacapan, con la purificación, quema del incienso, el ofrecimiento de los alimentos tradicionales de la región, como tamales, púlacles, mole, arroz, zacahuil, atole de chocolate.

Además de la ofrenda que acompañado de su esposa Ana Margarita López de Gandara y del pequeño Alfredo, depositó en el altar Bicentenario, el alcalde electo e invitados escucharon el significado del ceremonial y posteriormente los cánticos de la tradiciones regionales, mientras que los presentes guardaban silencio envueltos en el velo blanco y perfumado del incienso.

Posteriormente el alcalde electo y su familia presenciaron el lanzamiento –como parte de las costumbres de estas fiestas- los globos de papel de china que surcaron el aire desde la colonia obrera y que cientos de personas siguieron con la mirada.

Para continuar con la celebración del altar del Bicentenario y de las festividades de Todos Santos, Día de Muertos o Fieles Difuntos, todos los invitados disfrutaron de los tamales de calabaza, de carne, zacahuil, atole, mole y arroz, todo elaborado por manos expertas de mujeres que conservan la hermosa tradición que nos identifica en el mundo.